wrapper

DSK 0103
República Dominicana pese a los avances evidentes que estamos logrando en educación, sigue siendo un reto conseguir calidad. Un desafío que debemos abocarnos todos: autoridades, escuela, como espacio de enseñanza aprendizaje, los padres, madres, amigos y tutores y la sociedad en su conjunto. 
 
Solo con una educación de calidad, con pertinencia y con la firme convicción de afrontar los retos y los desafíos colocados en el camino, por difíciles que estos resulten, es lo que va a garantizar alcancemos el anhelado desarrollo, el bienestar social, económico o político.
 
Es mucha la deuda social acumulada, fruto de un Estado en el que las oportunidades no llegan a las grandes mayorías, en donde la brecha entre ricos y pobres sigue siendo enorme. Podemos cambiar ese panorama desolador si desde ahora apostamos por una educación no solo que sea de calidad, sino integral.
 
El compromiso con la educación dominicana es ahora, porque de no ser, estaríamos yendo por un camino pedregoso, inaccesible e inhóspito, que no nos permitirá alcanzar el desarrollo que tanto aspiramos.
 
Cuando un pueblo está educado, es capaz de romper las cadenas que frenan el desarrollo, logra la transformación y hace posible el acceso a las riquezas, convirtiéndose siendo en el arquitecto que lo diseñe su propio destino.  
 
Avanzamos en aulas y en nuevas edificaciones, aun falta mucho camino por recorrer: profesores y sociedad comprometidos por la educación dominicana, con más preparación del personal docente, con salarios dignos y acceso a las nuevas tecnologías.
 
Barahona tiene la oportunidad asumir el compromiso y de ser el modelo a seguir, sobre todo, ahora que estrenamos, interinamente, a Lauris Antonio Batista como nuevo Director Regional, un profesional de reconocidas capacidades académicas y profesionales, humano y de compromiso.
 
Cualidades ideales, que constituyen un valor agregado para dirigir un equipo de hombres y de mujeres, con visiones distintas, pero con un objetivo en común: hacer avanzar y trabajar por el futuro y el presente de la educación de nuestros niños, niñas y adolescentes.   
 
Démosle a Lauris, el punto de apoyo para mover el mundo, requerido por el matemático griego, físico, ingeniero, inventor y astrónomo, Arquímedes de Siracusa. 

Publicidad

carinodemama2 disponible nuevo portal disponible nuevo portal